Chat Deliverado

domingo, 23 de julio de 2017

El voto julepe, Por Alejandro Borensztein/Diario Clarín

El voto julepe

Por Alejandro Borensztein/Diario Clarín











Dos o tres puntitos para un lado o para el otro serán solo una fugaz alegría.

La mayoría de mis amigos kirchneristas, al menos los que todavía no pasaron a la clandestinidad, se están pertrechando para iniciar la ofensiva contra la dictadura de Macri Gato, por si en las próximas elecciones fracasa el plan “vamos a volver”.

Bayonetas, trabucos, ballestas, armaduras, catapultas y demás cosas que sobraron de aquel viejo setentismo en blanco y negro podrían servir en el caso de que Cambiemos gane en Provincia, jugando con los suplentes lo que sería una humillación para el proyecto nacional y popular que no se merece. Bastante ya van a tener con la paliza que se van a comer en Capital y la inevitable derrota a nivel nacional, ya que sólo la marca Cambiemos suma votos en todas las provincias, salvo CABA. Olvidate si encima también pierde la tía Alicia. Ni leña para la estufa le van a querer vender, pobre señora.

Lo mismo le pasa a mis amigos macristas. Por las dudas, ya varios están consultando cuanto cuesta alquilar un bulo en Colonia o en Montevideo para el caso de que en octubre algo salga mal y el mejor camino hacia el Cambio sea el Buquebús.

La verdad es que la cosa no es para tanto, amigo lector. Calma. Ni lo uno, ni lo otro. Veámoslo futbolísticamente que es como la vida se ve más clara.

Cada vez que se juega un Boca River, los periodistas, los jugadores y los técnicos suelen decir que “este es un River-Boca especial”.

Ya sea porque ambos andan por mitad de tabla y quieren salvar el año o porque alguno de los dos, o los dos, están peleando la punta o porque están por rajar al técnico, etc. Siempre hay una buena razón para justificar que “este un Boca-River especial”.

Sin embargo, de los 242 partidos oficiales, salvo 10 ó 20, los restantes 220 no tenían, a priori, nada de especial.

Está el famoso Boca 1 - River 0 en la final del 76 con el gol de Suñé (única vez en la historia que se enfrentaron en una final). O las semifinales del 69 y del 72 ganadas por River. El Boca campeón del 69 con los dos goles de Madurga en el Monumental o la tarde que Roma le atajó el penal a Delem y definió el torneo 1962. Sumale las 4 ó 5 veces que uno eliminó al otro por la Copa Libertadores y algún que otro partido más que por ahí me olvido. Los restantes 220 no significaban nada más que una semanita de alegría para el ganador. Lo mismo pasa con las elecciones de medio término.

Cafiero en el 87 se jugaba la renovación peronista, Fernández Meijide en el 97 definía la suerte del menemismo o Massa en 2013 porque liquidaba el plan kirchnerista de incendiar la Constitución Nacional y reemplazarla por un librito de bolsillo bolivariano. Las demás elecciones de medio término son equivalentes a los otros 220 Boca-River. La de ahora también.

Salvo que un sector le gane al otro por goleada, nada va a cambiar sustancialmente.

Obviamente, si Cambiemos le saca 8 ó 10 puntos a Cristina la Buena, la terminará de jubilar para siempre. O al revés, si a Cambiemos lo golean el gobierno estará en un problemón. Pero por ahora nada de eso pareciera que va a suceder.

Dos o tres puntitos para un lado o para el otro será sólo una fugaz alegría. Al lunes siguiente, el Compañero Mauri va a seguir haciendo cloacas y asfaltando, y Cristina va a seguir entreteniéndonos entre El Calafate, seguramente el Senado y Comodoro Py.

Esto ya se lo expliqué amigo lector, pero como últimamente lo veo muy Rivotrileado, quiero tranquilizarlo para que deje de andar por su casa pateando al chihuahua contra las paredes.

Al momento, todo indica que estamos en una aproximado 33/30/20, vaya uno a saber encabezado por quien. Es un buen número para todos.

También para Massa y Margarita. Un resultado digno los deja en carrera. El Compañero Antigrieta tiene que apostar a futuro. Todavía no es su hora.

Lo mismo con Randazzo. Caso curioso. Se quedó paradito en el medio del temporal, aferrado a un busto del general. Disimuladamente y sin querer queriendo, se quedó con todo el PJ. Gratis.

Ahora lo está baldeando un poco, vaciando placares, tirando lo que no sirve, regalando lo que no va a usar, sacándose de encima los pecados del kirchnerismo y pidiendo disculpas por los errores cometidos durante la década hotelera. No es una mala estrategia. No va a ganar ahora pero está sembrando. Cuando se acabe lo que queda del kircherismo, él va a estar en el centro de un peronismo ya limpito esperando a los invitados que quieran entrar al club. Si es que no se lo lleva puesto la correntada de octubre.

Mientras tanto, Cambiemos la va llevando al ritmo habitual de Marcos Peña y Durán Barba.

El viernes quedó claro que Durán Barba le renovó el contrato a Luis D’Elía cuando el piquetero declaró “si Cristina no gana en octubre se abrirán las puertas del infierno”. El cachet de D’Elía debe ser muy alto porque esa simple frase significan uno o dos puntitos más para Esteban Bullrich y Gladys González. Bien ahí el ecuatoriano, revirtiendo algunos problemas de casting que tiene Cambiemos. Bullrich mide casi 3 metros de altura y los candidatos a diputados Toty Flores y Graciela Ocaña con suerte arañan el metro y medio. Difícil para el timbreo. El flaco no pasa por el marco de la puerta y a los otros dos, cuando el vecino levanta la mirilla, no los ve.

En cambio sorprendió la campaña del kirchnerismo. Es más densa. Como un docu-reality pero algo forzado. Está muy bien la actriz que hace de Cristina.

Esta semana fue a un tambo y mostró el drama lechero. Mucho dolor en su expresión. No es para menos. Entre 2002 y 2015, se cerraron 4903 tambos. Posta. A juzgar por la actuación de ella, se deben haber cerrado 4900 en el año 2002 con Duhalde y sólo 3 tambitos durante los 12 años de kirchnerismo. Supongo.

En el apuro cometen errores. Ex Ella tuiteó que desde que asumió Macri la leche aumentó de 9,25 a 25,55 mangos el litro. No sé donde hace las compras esta mujer. Yo en Coto pago 20,95 el sachet entero pasteurizado y con la tarjeta de Comunidad Coto tengo el 15% de descuento. O sea, garpo 17,80. Pueden chequearlo. Para mí que ella lo manda al super a Parrilli, el tipo le muerde la billetera y después se hace el pelotudo. Yo que ella averiguaría bien antes de seguir metiendo la pata.

Además en 2003 el litro valía 1,20 y en 2015 terminó costando 9,25. A veces los guionistas se meten en cada quilombo. Después se quejan de que les levantan los programas.

No nos olvidemos de la izquierda. Son pocos pero, créase o no, van divididos en dos partidos: uno se llama “Izquierda al Frente” y el otro se llama “Frente de Izquierda”. Le juro amigo lector que no lo estoy cargando.

Vilma Ripoll/Castañeira/Bodart versus Pitrola/Nico Del Caño/Bregman. Los nombro porque si no les doy un poco de manija yo, a esta gente no les da bola nadie.

En el affaire De Vido, el Frente de Izquierda que tiene 4 bancas, quiere sacarle los fueros pero se oponen a la expulsión. ¡¡¡Se oponen!!! Ahí están los del Partido Obrero. Entendámonos: todo lo que le falta a un obrero argentino en la puerta de su casa es gracias a De Vido. Agua, cloaca, luz, asfalto, gas, transporte es lo que el tipo no hizo en la década en la que más guita entró en toda la historia argentina.

En la lucha de clases, De Vido le hizo la Doble Nelson al proletariado. Pregunta para Del Caño, Pitrola & Cia: ¿De qué lado están muchachos?

Hablando de corrupción, el gobierno ofrece 200.000 pesos al que encuentre al cuñado de De Vido, el Mono Minicelli, que está prófugo. Imaginemos la escena con Minicelli: “¿Así que te ofrecen 2 gambas para botonearme? tomás 4, callate la boca y no me rompas la pelotas”.

Recompensa es otra cosa. A veces los de Cambiemos parecen unos turros despiadados y a veces son tan ingenuos que me dan ternura, cosita linda.

Un Minicelli no te baja de tres gambas verdes. Ni te cuento cuando se fugue De Vido. Van a tener que ofrecer más de los que ofrecían por Billy the Kid.

En fin, hágame caso amigo lector. Calma. Arranquemos la campaña con entusiasmo y sin julepe. No ganamos para sustos. Fume tranquilo, va a estar todo bien.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Buscar este blog